none
 
     
 
     
     
 
none

Naturaleza

   
   
   
 

Artenara, Turismo Rural en Casas Cueva


José Bañuls

Con motivo de las IX Jornadas de Turismo de Canarias organizadas por la Asociación Canaria de Periodistas y Escritores de Turismo, he tenido la oportunidad de disfrutar de un turismo diferente, muy alejado del habitual estándar de "sol y playas".

Artenara, Artenara, Artenara,

Ha sido la práctica del "Turismo Rural" la que me ha permitido conocer nuevos lugares de la Isla de Gran Canaria, de una grandiosa belleza, como es el caso de Artenara, en donde estuve alojado en el más íntimo contacto posible con la naturaleza, pues mi casa no era otra que la "Casa Cueva El Mimo".

ésta es una Casa Cueva que junto con las denominadas "Las Margaritas" y "El Caidero", pertenecen a José Antonio Rodríguez Rodríguez, que con cariño, tesón y mucho trabajo, las ha situado dentro de los alojamientos preferidos por los amantes del Turismo Rural. "El Mimo", donde yo pernocté en agradable compañía, es una amplia cueva de construcción aborigen, según indicaba José Antonio, que está excavada en la piedra tosca, ubicada en plena naturaleza y rodeada de fincas agrícolas. Se encuentra en el barrio de Las Arbejas, en Artenara, el municipio más alto de la isla -1.200 m.- Está ubicada muy cerca de espacios naturales protegidos y de interés etnográfico como Acusa seca, Centro Alfarero de Lugarejos y Centro de Recuperación Artesanal, y próxima a senderos, caminos reales y paisajes de gran belleza.

Los días que duró el periplo por el centro norte de la Isla de Gran Canaria el tiempo no jugó a nuestro favor, y el frío y la lluvia fueron nuestros compañeros habituales, pero esto me permitió comprobar las bondades climáticas que se encuentran en el interior de las Casas Cueva, pues la temperatura dentro de la vivienda rondaba los 18-20º, sin ningún tipo de calefacción, cuando en el exterior no pasaríamos de los 12 ó 13º.

La vivienda fue construida allá por el año 1925 y rehabilitada en su totalidad en 1999. Dispone de dos habitaciones dobles, separadas por un amplio salón, estar, comedor y cocina, lo que proporciona gran intimidad a ambas dependencias. Su cocina completamente equipada: vitrocer*mica, microondas, agua caliente por energía solar... Y el baño con jacuzzi, son algunas de las comodidades que encontrará en una vivienda troglodita pero perfectamente adaptada a las necesidades y los gustos actuales.

Y evidentemente, quienes escogen el turismo rural para sus vacaciones buscan algo más, y en Artenara lo pueden encontrar, como por ejemplo: Senderismo. Bicicleta de montaña. Recorridos por Caminos reales. Fotografía de la Naturaleza. Caza. Escalada. Montañismo. Artesanía. Cursos de Orientación. Observación de fauna. Paseos en burro... Una oferta turística diferente para un turista que busca nuevos incentivos.

Artenara
Como ya indiqué anteriormente, Artenara es el municipio más alto de la Isla de Gran Canaria, en la provincia de Las Palmas. Situado a 1.200 metros de altura sobre el nivel de mar, su orografía resulta espectacular, con asombrosos barrancos sin fin y erizados picos que parecen peinar a las nubes que el alisio acerca constantemente hacia ellos. En este lugar, sus habitantes han utilizado las Casas Cueva como morada desde tiempo inmemorial, y buena parte de sus quinientos habitantes las utilizan hoy día como vivienda perfectamente acondicionada al entorno. Su joven alcaldesa, Guacimara Medina, me decía que es un modo de vida totalmente adaptado a las necesidades actuales y que, como ya he dicho, cuentan con todas las comodidades de cualquier hogar tradicional de ladrillo y tejas.

En Artenara es compra popular la alfarería de "Lugarejos", las mantas de lana y la artesanía de madera. Su gastronomía es la propia de la Isla: El potaje de berros, la carne de cerdo adobada, el conejo en salmorejo y el asado de cabrito. Los dulces derivados de la almendra y los quesos elaborados con leche de cabra vaca y oveja completan la oferta gastronómica local.

En cuento a festividades, como buen pueblo canario los carnavales gozan de tremenda importancia, con la peculiaridad de que aquí no se entierra a la "sardina", sino que se realiza el "Entierro del Lagarto". En la festividad de San Matías, patrono de Artenara y de los pinares canarios, se saca al santo en procesión pidiendo agua para los campos y según me contaron, cuando la sequía es grande, con serias amenazas hacia el santo de despeñarlo si no llueve pronto, supongo que surtirá efecto, cuando aún conservan al santo. San Isidro Labrador es celebrado con muestras de artesanía y gastronomía, una Feria de Ganado y una concurrida Romería. En agosto, se celebra la Fiesta de la Virgen de la Cuevita, patrona del folclore canario y de los ciclistas. El día grande de las fiestas es el último domingo de agosto. Se celebra un festival folclórico y la subida de la virgen a su santuario, acompañada de fuegos artificiales.

Artenara resultó toda una agradable sorpresa que hace honor a su nombre turístico: "Artenara, Cumbre de la Naturaleza".


Ateranara




none